Ixcolai

11 de septiembre de 2015




Ella, oro sumido en el lago
cauteriza las ciénagas.

Estabas en otra parte.

Samurai feroz
acá en este bosque
de mi cuchara.

Ella, un tramo
de la manzana virgen, dice y no dice, y fecunda.

Ha guardado el silencio de la tierra
y todos los sones
y  su don.







0 Ecos:
Publicar un comentario en la entrada






Copyright Patricia Damiano, 2008