Palas

26 de julio de 2016





Ya es algo éste mi ojo rojo,
la plaza redonda de los búhos.

Palas nacida del hacha,
papá de Piamonte.








Instrucción

20 de marzo de 2016







Una vez horadó un pájaro
las lianas
que trenzan mi pelo

Fue el balcón del aire
en el precámbrico


Esta noche
clara lumbre —hogaza
ventanil
en el
mar
oscuro—

me nombra un gen egoísta








Ruina

22 de diciembre de 2015








De la ruina que he resultado al
nacer, oh madre,
nada puedo rescatar. Amanece
otro matiz, si el hedor
de los pájaros muertos
fuera
el sol







Descendencia

19 de diciembre de 2015






Estamos rodeados. Los caballos esperan
inocentes
para jalar de cada tiento cuando el latigazo
perfore el aire.

Manos y tobillos crudos
nuestro nombre y descendencia.






La pérdida

30 de noviembre de 2015






la pérdida
sin nombre —tal no existe—
se suma,
hojas carozo
de nuestro roble vencido

quise salvar la flor blanca

tarde de todas las tardes, música absoluta

la blanca flor que has traído
me sobrevive
y es justo

a solas sé que el umbral de la pena
—suma de tus colores—
esta noche perdida resta

tarde
como siempre
te devuelvo esa flor viva

guirnalda
torre






Memoire 26 juin 2015

26 de octubre de 2015







Ánima
mi terrestre tu
final luna sed final

Cahier el rezo, sondas y escalpelos, tu casa en el árbol
mirábamos al Ives Saint Laurent

la danza de los océanos y el fuego
cuando nadabas y Cabochard a tu lado
encendiendo
los nombres
rubí
huracán
Piugipat

huellas desnudas en el suelo junto a la
ventana alta

la nieve y las vestiduras caen
tu luna vuelve
y sus volcanes

Cómo hacer de la manzana arándanos y de las fresas criatura
si tu prisa para ir

para ir
para irte


Corrí con mi ramo de almendros y un echarpe
rojo
corría corrí
a buscar el techo

la
despedida





Jazmín del aire

29 de septiembre de 2015




nunca fui criatura
ni hubo creador
así este
alto decrépito vuelo si azul o placentario

nunca entenderías el color del jazmín del aire
este septiembre voraz

tan irreconcible en la noche bruma el olor de sus peristilos











Medea







la casa esto era
y nunca la vi como Lars

nido
estatua y phicus,  cenizas y el requiem aleman
nuestra Medea

qué decir esta medianoche si todo gritamos
mientras los ahorcábamos
en un cordel de la Cólquida
y luego Tesalia

El coro de mujeres
el coro
de
mujeres
sus voces aún vivas
en los Campos Elíseos






Pascale

26 de septiembre de 2015







Ella es ella
"the great one"

Anidamos-somos entre sus brazos para siempre Cabochard
y yo

y sus lloros
y su deber y sus lloros y su deber
y su llanto mudo

Pascale el 20 de julio del 69, y Samuel y Henri
y el 27 de junio de 2015, Pascale, conmigo, inútiles ya

Ave, Pascale
ataviada en blanco
va hacia la orilla del Saint Laurent

Lleva una rebel y un ramo de aromos

Brilla azul el cabello y un laurel sangrío y el polen de oro
su digno blanco.










Ameba

22 de septiembre de 2015







Tanto miedo a la locura durante siglos
y ahora ya,
ya ahora es
ameba estornino mujer sagrada








Viento

21 de septiembre de 2015





el viento danza en los bancos y en las flores
de tu balcón
destruye el balcón criatura
tu florescencia

el clavel del aire que dijo ser nosotros

esta voz del viento
la noche del viento
del imperio el aire
la primavera del viento

no la bruja
milenaria
aire húmedo de la criatura que
fue viento

de esa  pequeñez
que soy somos éramos
si fuente
podrida de Simón nuestro
si urna

sí, urna
eso, viento hoy, somos







Las hojas verdes






el miedo entonces
es regresar a la luna antigua

roja

a la potestad de tu vino azul
que no existe

el miedo es criatura

el vino es criatura

tu nombre siempre
fue criatura

la divinidad de las hojas verdes
hoy
muertas







Cangurito

20 de septiembre de 2015





La estructura es imperfecta, y yo, demasiado bien sé yo, que el phicus está muriendo:

en su tierra las cenizas
de nuestra gata más loca








El dolor del oro

13 de septiembre de 2015






El dolor del oro y de la podredumbre
la criatura nonata, informe.

Hubo en este trébol una hoja menos.
La década.

Dije a un confesor: soy una mierda, soy
piadosa
y demente
y soy lo que no soy.

No había confesor ni lo hubiera reconocido. No hubo
ni habrá confesor ni sacerdote ni psiquiatra.

¿Alquien laico me alimenta sin preguntas,
sin trigo ni la luna roja, la cuarta de septiembre
cuando las hojas de maple entibien tu jardín?

Hondo el bosque que nieva, la muerte
que no espera.
Los pasos se cruzan
y descubren un estornino y una monarcha que
emigran para no morir en danza
un aquelarre
el sexo
la
caricia íntima contra la ventana.

La criatura
que Rita —como Ceres— ríe toda con ojos de estupor
es lo que somos,
un expiación. El vientre.

Una mentira. Otra mentira, y otra, y una más.

El dolor del oro no fue. Supimos que nunca sería el oro. Supimos
que el oro nunca es.

El tajo en la ingle, negro, sin otro camino
que un cerebro
vacío

inatestiguable:

te atropella en la vía

tan nueva como un smartphone
azul, voraz, ausente
en Quebec.








Ixcolai

11 de septiembre de 2015




Ella, oro sumido en el lago
cauteriza las ciénagas.

Estabas en otra parte.

Samurai feroz
acá en este bosque
de mi cuchara.

Ella, un tramo
de la manzana virgen, dice y no dice, y fecunda.

Ha guardado el silencio de la tierra
y todos los sones
y  su don.







La loca

9 de septiembre de 2015



I

de quien nada supo
atrévese a poner nombre

no el
heredado
de los registros



II

álgebra exterior
que alguien —en su brana de estupor y nube—
decidió
intestina

salvaje
océanica

única en su nieve



III

la que hoy es








Narciso





Estás al filo del estanque.


Se nubla la raíz del celo, la roja luna
de septiembre.


Cansado, no en el paraíso,
es tan débil la puñalada
doble
del agua.









La ola





Fácilmente, señora,
de un golpe
la ultimo.


Es la libertad que
obsesiva
pugna
en la escritura
lápida
de los rencores.


La ola
omnífaga
cuando
el
miedo
a ser nadie
te envuelve.










Himno

6 de septiembre de 2015




Sobre vos nieva
un hijo

Prohibido el himno, la sangre
última reina lapidada

y lo que olvidó
decirnos

con las piernas
en estaca

en cruz
sus aguas
de pasaje









Larvatus





No hay justo color para mi pupila rota
ni en los labios ni en los
labios rotos


La madrugada pondrá
una ley
que dormía en otra parte


Larvatus
la antorcha arde
en tres cabellos
si Babel







Regisseur






Sé vos el final de Macbeth y de Lear y de Hamlet y de Tempest.
Todos los finales sé en uno.

Estaré en la platea
y en el paraíso.

Diré al regisseur que es sólo un muñeco amarillo y verde
que no decide
demasiado.










Aire







En los establos, donde púrpura he nacido,
reptado, sin aire,
en el pienso

he inventado
un nombre

tu especie







Lou entre los abedules






Lou sueña
un film
eslavo.

Hay nieve y árboles azules, con gotas de sombra.

Sobre la luna roja que  pare y
pare
demonios
sobre las hojas
Lou se piensa inmortal.

Sabia Lou en toda noche.

Ella dice su tribu desnuda.


Para vos canta.








Muñeca del siglo XIX

5 de septiembre de 2015




La mueca, ojos como los míos, oscuros lagos muertos,
petrificada.

Viste mi ropa, respira las centurias
en mi casa infanta.

Mi madre le dice que no tenga miedo,
que no ha de morir.






Para Irma Elena Marc






Aún





Sin dominio de la letra y el
vahído que me
disuelve

el maple
el estornino aún sangran en Longueuil







Tarde cerrojo

5 de agosto de 2015




no volveré a buenos aires
encuentros que no, que no
dicen


ulterior la torre, la torre que torre fue
muy
antes
de mi tarde cerrojo


cedo a la criatura
como
si
el espejo
nos representara






Rubí

4 de agosto de 2015




dónde seré
si estoy

aun en el rubí

la promesa, el escapulario, el abedul, agua suya

anuncian
salvación ésta
que no dibujo que dibujo nieve
túnica azul sus rojos

si todo ha sido
si todo ha sido
si todo ha sido








Blue moon

31 de julio de 2015





soy tu guitarra, dijo la biblioteca
voz nada
que
es

Lou juega
si tus colores ausentes
en la nieve y
con
la sombra








Girasol

28 de julio de 2015






Todo ha sido el jardín

un jardín
incendiado
a tajo
amarillo

ha
sido
una torre

acaso un girasol







Saint Laurent

21 de julio de 2015





Cielo azul talo l'heure exacte y la tierra
que es
azul, el agua perpetua de tu
azul río.

Un estornino en Longueuil.
En Matane mi ceniza.

Cómo reír, Mozart.